Múltiples Dietas Para La Insuficiencia Renal

Una dieta para insuficiencia renal controla la cantidad de proteínas y fósforo en su dieta.

remedios para la insuficiencia renal

La insuficiencia renal es cuando sus riñones no son aptos de eliminar todos los residuos (desechos) de su sangre. Estos residuos proceden de los alimentos que usted consume y de los líquidos que toma. La insuficiencia renal también es llamada enfermedad crónica de los riñones o insuficiencia renal crónica. La insuficiencia renal comúnmente se presenta lentamente con el paso del tiempo. Algunas personas eventualmente llegan a tener insuficiencia renal total (insuficiencia renal en etapa final) y necesitan tratamiento con diálisis.

Es posible que usted tenga que limitar la cantidad de sodio en su dieta. Seguir una dieta para insuficiencia renal puede ayudar a disminuir la cantidad de residuos producidos por su cuerpo. También puede ayudar a que sus riñones funcionen mejor, lo cual puede retardar la aparición de la insuficiencia renal total.

Al pasar el tiempo, su dieta puede cambiar a medida que cambia su condición de salud. También puede ser necesario hacer otros cambios en su dieta, si usted tiene otros problemas de salud. En estos problemas se pueden incluir la diabetes, una enfermedad en el corazón, la presión arterial alta u otras circunstancias de salud.

¿Qué puedo hacer para que esta dieta para insuficiencia renal se convierta en parte de mi estilo de vida?

Puede ser necesario que usted convierta estos cambios en parte de su rutina diaria. Seguir esta dieta puede ayudar a que usted se sienta mejor.

Escoja productos variados en esta dieta para evitar cansarse de comer los mismos productos todos los días. Mantenga en su cocina una lista de los productos autorizados en esta dieta para que usted se acuerde de su dieta.

Infórmeles a sus familiares o amigos sobre esta dieta, de forma que ellos puedan recordarle que usted debe seguirla.

Hágale a su médico, dietista o nutricionista, las preguntas que tenga acerca de su plan de dieta. Uno de estos profesionales trabajará con usted hasta encontrar el mejor plan de dieta para usted.

¿Qué tipo de cambios debo hacer mientras esté siguiendo una dieta para insuficiencia renal?

: Usted demandará limitar la cantidad de proteína en su dieta. Esto ayudará a disminuir los residuos en su sangre, ayudando a que sus riñones trabajen mejor.

Sodio: Es posible que tenga que limitar la cantidad de sodio en su dieta, si usted tiene ciertos problemas de salud. En estos problemas, se pueden incluir la presión arterial alta o el exceso de líquido en su cuerpo. Su médico le indicará la cantidad de sodio que usted puede consumir diariamente. La sal de mesa, los alimentos enlatados, las carnes frías procesadas, las salchichas, las sopas, son ricos en sodio. Es posible que usted tenga que limitar en su dieta los alimentos ricos en sodio y la sal de mesa

: Habitualmente, no es necesario que usted limite la cantidad de potasio en su dieta. No obstante, puede ser necesario que limite el consumo de potasio si usted tiene exceso de potasio en su sangre. Su médico le informará si los niveles de potasio en su sangre son muy altos. El potasio se encuentra en las frutas y los vegetales. Por tanto, es posible que usted tenga que limitar el consumo de frutas y vegetales que sean ricos en potasio.

Los alimentos ricos en proteína son: la carne, las aves, pescados, huevos y productos lácteos (leche, queso, yogur). Su médico le indicará el aumento de proteína que usted debe comer diariamente.

Fósforo: Usted precisará limitar la cantidad de fósforo en su dieta. Cuando usted tiene una insuficiencia renal, sus riñones no pueden deshacerse del exceso de fósforo que se acumula en su sangre. Esto puede hacer que el calcio abandone los huesos haciéndolos más débiles. Los alimentos que son ricos en fósforo son los productos lácteos, frijoles, arvejas y nueces. También se encuentra en líquidos como chocolate, cerveza y gaseosas. Su médico le dirá la cantidad de fósforo que debe consumir usted diariamente en su dieta.

¿Qué comer y beber mientras sigues una dieta para insuficiencia renal?

Pregúntale a su médico cuanto potasio, fósforo, sodio, líquido y proteína usted requiere en su dieta. La lista de alimento debajo le puede ayudar a planear sus comidas.

Leche y productos lácteos:

Las siguientes porciones de alimentos tienen 4 gramos de proteína, 120 , 80 miligramos de sodio, 185 miligramos de potasio y 110 miligramos de fósforo:

  • Media taza de leche (descremada, baja en grasa, entera, suero o leche con chocolate).
  • Media taza de leche congelada o de helado de crema.
  • Media taza de yogur puro o con sabor a frutas.

Sustitutos no lácteos de la leche: Estos alimentos tienen medio gramo de proteína, 140 calorías, 40 miligramos de sodio, 80 miligramos de potasio y 30 miligramos de fósforo.

  • Media taza de postre congelado no lácteo o de cubierta congelada no láctea para postres.
  • Media taza de crema instantánea no láctea en polvo.

Carne y sustitutos de la carne:

Los siguientes alimentos tienen 7 gramos de proteína, 65 calorías, 25 miligramos de sodio, 100 miligramos de potasio y 65 miligramos de fósforo. No use sal al preparar estos alimentos:

  • Una onza de carne de res, como lomo redondo, solomillo, T-bone, bistec de solomillo, costilla, carne molida o paletilla molida.
  • Una onza de carne de cerdo, como jamón fresco, filete, chuletas, chicharrones o croquetas.
  • Una onza de chuletas, piernas o chicharrones de cordero.
  • Una onza de aves, como pollo, pavo, gallina de Cornualles, pato o ganso domésticos.
  • Una onza de cualquier pescado fresco y congelado.
  • Una onza de langosta, venera, langostinos o almejas.
  • Una onza y media de cangrejos u ostras.
  • Una onza de atún enlatado, salmón sin sal enlatado, o sardinas no saladas.
  • Un huevo grande entero o dos claras o dos yemas de huevos grandes.
  • Un cuarto de taza de un producto de huevo bajo en colesterol.

Las siguientes carnes y quesos son ricos en sodio. Esto significa que ellos tienen 100-300 miligramos de sodio en una porción. Puede ser preciso que usted evite comer las siguientes carnes:

  • Una onza de rosbif procesado, jamón cocido o procesado, o pollo o pavo procesados
  • Una onza de salmón o sardinas enlatados.
  • Un cuarto de taza de requesón.
  • Las siguientes carnes y quesos son ricos en sodio, fósforo, o grasa saturadas. Estos alimentos deben evitarse en su dieta:
  • Todos los quesos excepto el requesón.
  • Salchichas  y tocino.
  • Carnes frías incluyendo mortadela, embutido de hígado, carne para sándwich, salami y salchichas de verano.

Almidones: Estos alimentos tienen 2 gramos de proteína, 90 calorías, 80 miligramos de sodio, 35 miligramos de potasio y 35 miligramos de fósforo.

Panes y panecillos:

  • Una rebanada de pan (francés, italiano, con uvas pasas, de centeno dietético o blanco).
  • Medio pan para hamburguesa o perro caliente (hot dog).
  • Medio pastel danés pequeño o panecillo dulce, sin nueces.
  • Medio panecillo blando o duro.
  • Medio muffin inglés o medio bagel pequeño.
  • Medio muffin pequeño con salvado o de trigo integral, sin nueces.
  • Medio pancake de seis pulgadas de diámetro o un waffle pequeño. (Estos productos son ricos en fósforo y sodio.)
  • Dos tortillas de seis pulgadas hechas con maíz o harina.

Cereales y granos:

  • Tres cuartos de taza de cereal listo para comer de casi todas marcas. (Algunos cereales de ciertas marcas son ricos en sodio.)
  • Dos tazas de arroz soplado.
  • Media taza de crema de arroz, crema de trigo, de fécula, o de maíz a medio moler cocido.
  • Un tercio de taza de avena integral o de harina de avena.
  • Media taza de pasta cocida, como fideos, macarrones o espaguetis.
  • Media taza de arroz moreno o blanco cocidos.

Crackers (galletas) y bocados:

  • Cuatro galletas saltinas o cuatro galletas de mantequilla.
  • Cuatro galletas graham.
  • Una taza y media de palomitas de maíz corrientes.
  • Nueve tortillas en hojuelas. Esto equivale a tres cuartos de una onza.
  • Un cuarto de onza de pretzels en barritas o en aritos. (Los pretzels salados son ricos en sodio.)

Postres:

  • Un pedazo de torta de dos pulgadas cuadradas o una onza y media de torta.
  • Cuatro galletitas en forma de sándwich. (Estas galletitas son ricas en sodio y fósforo.)
  • Diez galletas wafers de vainilla.
  • Una octava parte de postre (pie) de manzana, bayas, cereza o durazno.
  • Media taza de gelatina endulzada.
  • Las siguientes son harinas que son ricas en proteínas de baja calidad y en fósforo. No coma estos alimentos con frecuencia. Si los come, hágalo en pequeñas cantidades.
  • Cereales con salvado, cereal con granola o granola en barras.
  • Comidas en caja, congeladas o enlatadas, lo mismo que entradas (plato fuerte) o platos acompañantes.
  • Pan de centeno integral, pan de centeno moreno, panes de trigo o avena integrales.
  • Crackers (galletas) de trigo integral o cereales integrales.

Vegetales:

Estos alimentos tienen 1 gramo de proteína, 25 calorías, 15 miligramos de sodio y 20 miligramos de fósforo. La cantidad de sodio de esta lista es para los vegetales que son enlatados o preparados sin agregarles sal. Una porción equivale a media taza, a no ser que ordenen otra cantidad.

  • Bajos en potasio (0-100 mg):
  • Una taza de retoños de alfalfa.
  • Judías verdes o amarillas y brotes (retoños) de fríjol.
  • Col cruda.
  • Pepino sin piel.
  • Todas las variedades de lechuga (una taza).
  • Un pimiento dulce verde.
  • Cantidad media de potasio (101-200 miligramos):
  • Cinco tallos de espárragos.
  • Bróculi, coliflor, berenjena y cebollas.
  • Una zanahoria pequeña y cruda o un tallo de apio crudo.
  • Media taza o media mazorca de maíz.
  • Champiñones frescos y enlatados. (Los champiñones tienen 40 o más miligramos de fósforo por porción.)
  • Arvejas verdes  (Las arvejas tienen 40 o más miligramos de fósforo, por porción.)
  • Espinacas crudas.
  • Calabacín de verano.

Ricos en potasio (201-350 miligramos):

  • Alcachofa o apio cocido.
  • Un cuarto de un aguacate entero.
  • Un pimentón picante.
  • Cóctel de jugo de vegetales sin sal o corriente. (El jugo de vegetales corriente es rico en sodio).
  • Jugo de tomate sin sal o corriente. (El jugo de tomate corriente es rico en sodio.)
  • Un cuarto de taza de salsa de tomate.
  • Un tomate mediano.

Ricos en potasio (201-350) y con más de 40 miligramos de fósforo:

  • Coles de Bruselas y okra.
  • Papa cocida o en puré.
  • Dos cucharadas de pasta de tomate.
  • Champiñones frescos cocidos.
  • Calabacín de invierno
  • Muy ricos en potasio (más de 350 miligramos):
  • Papas picadas doradas
  • Batata. (Las batatas tienen 40 o más miligramos de fósforo en cada porción.)
  • Un cuarto de taza de hojas de remolacha.
  • Media papa mediana al horno.
  • Una onza de papa en hojuelas (una onza equivale a 14 hojuelas).
  • Espinaca cocida. (La espinaca cocida tiene 40 o más miligramos de fósforo en cada porción.)

Frutas:

Estos alimentos tienen 1/2 gramo de proteína, 70 calorías y 15 miligramos de fósforo. Cada porción equivale a media taza, a no ser que ordenen otra cantidad.

  • Bajos en potasio (0-100 miligramos):
  • Compota de manzana.
  • Arándanos.
  • Una taza de arándanos o cóctel de jugo de arándanos.
  • Peras enlatadas.
  • Jugo de uvas.

Cantidad media de potasio (101-200 miligramos):

  • Una manzana pequeña (dos y media pulgadas al través) o jugo de manzana.
  • Un durazno fresco (dos pulgadas al través).
  • Cerezas dulces o agrias.
  • Piña fresca o enlatada o cóctel de frutas.
  • Uvas, fresas, mango o sandía.
  • Media toronja pequeña o jugo de toronja.
  • Una mandarina (dos y media pulgadas al través).

Ricos en potasio (201-350 miligramos):

  • Una taza de albaricoques enlatados o frescos o cinco albaricoques deshidratados.
  • Una nectarina pequeña (de dos pulgadas al través).
  • Media taza de jugo de naranja o una naranja pequeña.
  • Una octava parte de un melón cantalupo pequeño.
  • Un cuarto de taza de dátiles o dos dátiles enteros deshidratados.
  • Una pera fresca mediana.
  • Una octava parte de un melón dulce pequeño.

Muy ricos en potasio (350 o más miligramos):

  • Medio plátano mediano.
  • Jugo de ciruelas pasas, ciruelas pasas secas o enlatadas.

Grasas:

Estos alimentos tienen muy poca proteína, 45 calorías, 55 miligramos de sodio, 10 miligramos de potasio y 5 miligramos de fósforo.

Grasas no saturadas:

  • Una cucharadita de margarina corriente o una cucharada de margarina baja en calorías.
  • Una cucharadita de mayonesa corriente o una cucharada de mayonesa baja en calorías.
  • Una cucharadita de aceite de azafrancillo, girasol, maíz, soya, oliva, maní, canola.
  • Dos cucharaditas de aderezo tipo mayonesa para ensaladas.
  • Una cucharada de aderezo tipo aceite para ensaladas.
  • Dos cucharadas de aderezo para ensaladas bajo en calorías (tipo mayonesa y tipo aceite)
  • Una y media cucharaditas de salsa tártara.

Grasas saturadas:

  • Una cucharadita de mantequilla.
  • Dos cucharadas de coco.
  • Una cucharada de crema en polvo (no láctea) para el café.
  • Una cucharadita de manteca sólida.

Alimentos ricos en calorías:

  • Estos alimentos tienen muy poca proteína, 100 calorías, 15 miligramos de sodio, 20 miligramos de potasio y cinco miligramos de fósforo.
  • Líquidos (no olvide incluir estos líquidos al sumar la cantidad de líquidos permitidos para un día):
  • Una taza de líquido tipo gaseosa: con sabores a frutas, cerveza de raíces, gaseosas oscuras.
  • Una taza de bebida con sabor a frutas, a lima o limonada.
  • Una taza de jugo de arándanos.
  • Media taza de vino.
  • Postres congelados (no olvide incluir estos líquidos al sumar la cantidad de líquidos permitidos ara un día):
  • Media barra de helado con sabor a frutas.
  • Una barra de tres onzas de jugo congelado.
  • Media taza de sorbete.

Golosinas y dulces:

  • Cuatro caramelos duros.
  • Dos rollos de fruta.
  • Un cuarto de taza de salsa de arándanos.
  • Cinco malvaviscos (marshmallows) grandes.
  • Dos cucharadas de azúcar morena o blanca, mermelada, gelatina, sirope o miel.
  • Alimentos especiales bajos en proteínas:
  • Media taza de postre helado bajo en proteínas
  • Una rebanada de pan bajo en proteínas.
  • Dos galletas (cookies) dulces bajas en proteínas
  • Media taza de pasta baja en proteínas.

Alimentos salados:

  • Estos alimentos contienen 250 miligramos de sodio.
  • Una octava parte de una cucharadita de sal para sazonar, como sal de cebolla o de ajo.
  • Dos cucharadas de salsa barbacoa.
  • Una y media cucharadas de salsa de tomate.
  • Una y media cucharadas de salsa de ají.
  • Una sexta parte de un pepino en salmuera.
  • Cuatro cucharaditas de mostaza.
  • Dos aceitunas verdes medianas o tres aceitunas negras grandes.
  • Un cuarto de cucharadita de salsa de soya.
  • Dos y media cucharaditas de salsa para carnes.
  • Una y un cuarto cucharaditas de salsa teriyaki.

¿Qué otras sugerencias debo tener en cuenta al seguir mi dieta?

Puede ser preciso que usted use un suplemento vitamínico y mineral (como calcio). Tome únicamente el suplemento que su médico le sugiera.

Es posible que usted tenga que suspender el uso de sustitutos de la sal porque también contienen potasio. El uso constante de sustitutos de la sal, puede hacer que aumenten excesivamente los niveles de potasio en su sangre.

Consulte con su médico, si tiene que hacer otros cambios en su dieta, debido a que usted tiene otros problemas de salud.

Cuando vaya de compras, lea siempre la información nutricional que viene en las etiquetas de los alimentos. Esta información igualmente puede ayudarle a seguir la dieta para insuficiencia renal. Pídale a su médico más información sobre la forma como se deben leer las etiquetas de los alimentos.

Riesgos:

Puede pasar cierto tiempo para que usted aprenda a seguir la dieta para insuficiencia renal. Si usted no come suficientes alimentos, su cuerpo no recibirá las calorías, proteínas y otros nutrientes que necesita. Si usted no entiende la dieta para insuficiencia renal o si tiene problemas para seguir esta dieta, consulte con su médico.

No seguir esta dieta, puede hacer que sus riñones tengan que trabajar más fuertemente, lo cual puede provocar que la insuficiencia renal total, se presente más temprano. Si tiene insuficiencia renal total, usted precisará recibir tratamientos con diálisis. Estos tratamientos, eliminan la abundancia de residuos de su sangre mediante una máquina de diálisis, cuando sus riñones ya no pueden cumplir con esta función.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación de sus cuidados. Discuta sus opciones de tratamiento con sus médicos para decidir el cuidado recibirá. Usted siempre tiene el derecho a rechazar su tratamiento.


Sobre Anthonela Colón Portal 332 Artículos
Homeópata y Psicóloga. Psicóloga por la Universidad Ramon Llull. Graduada en Homeopatía por la Universidad de Middlesex (Centre for Homeopathic Education). Psicoterapia y Counselling, en the School of Psychotherapy and Counselling Psychology.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*